Aporte LOCTI impulsa la soberanía científico-tecnológica del país

El Fondo Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación (Fonacit) inició el primero de abril el periodo de recaudación del aporte correspondiente a la Ley Orgánica de Ciencia, Tecnología e Innovación (LOCTI) con la finalidad de obtener los recursos necesarios para financiar proyectos en materia de ciencia, tecnología e innovación que fomenten la apropiación social del conocimiento y estimulen la soberanía científico-tecnológica de la Nación.

“Con los recursos recaudados, el Fonacit financia proyectos destinados a la ciencia, tecnología e innovación, y actualmente, en el contexto de la guerra económica que afecta al país, nuestro esfuerzo se centra en respaldar las iniciativas que respondan a los 15 motores productivos propuestos por el presidente Nicolás Maduro”, explicó la presidenta del Fonacit, Enmarlig Gil.

Agregó que el proceso para cumplir con este deber es muy sencillo y puede hacerse de forma electrónica ingresando al portal web www.fonacit.gob.ve, seguir los pasos allí establecidos de registro, declaración, impresión de la planilla, realización del aporte y por último solicitar el certificado electrónico.

Hasta el 30 de junio es el plazo para que las empresas cumplan con los deberes establecidos en la LOCTI, informó Gil.

Destacó que de no cumplir con las obligaciones LOCTI, las empresas pueden ser sancionadas por el ente financiero de los recursos destinados a la ciencia, la tecnología y la innovación, Fonacit, quien aplicará un sistema de multas establecidas en la Ley sin perjuicio de las responsabilidades civiles, penales y administrativas a que hubiere lugar.

Asimismo, la Presidenta explicó que los ilícitos que se originen por el incumplimiento de los deberes formales y materiales se regirán conforme a lo dispuesto en el Código Orgánico Tributario vigente.

Los recursos recibidos por Fonacit son destinados al financiamiento de proyectos aplicables en las áreas sociales, y tienen como objetivo principal dar solución a las necesidades de las comunidades, en materia de salud, comunicaciones, vivienda, petróleo, biotecnología, talento humano, entre otros.

Prensa Fonacit / Karla Cotoret